Amigos o algo másEnemigos o algo másincursores de la nocheeladil126 trocitos
PINCHA EN CADA PORTADA PARA MÁS INFORMACIÓN SOBRE EL LIBRO. Web oficial. Último relato: El murciélago.

martes, 14 de marzo de 2017

Mi perfecto viaje a Japón: Día 7 (Monte Fuji y Tokio)

Día 1: Vuelos y Osaka
Día 2: Osaka, Nara y Kioto
Día 3: Kioto y maico plan
Día 4: Kioto y Gion Corner 
Día 5:  Magome, Tsumago, Takayama y onsen y kabuki
Día 6: Shirakawago

El desayuno esta vez era más normalito, no tenían chocolate caliente pero había choco crispies, algo es algo.

Visita al mirador del Monte Fuji

Salimos en barco hacia un teleférico desde el que se podía ver una vista del Monte Fuji. Teníamos un poco de miedo porque, aunque amaneció despejado, se empezaba a nublar, pero al final pudimos disfrutar de una visión más o menos completa desde arriba. Eso sí, hace un frío (y un viento) del carajo ahí en el mirador.

templo del mirador al monte Fuji
También había un templo por ahí, que visitamos antes de que el teleférico iniciara su ruta de descenso. Una vez abajo, tuvimos un poco de tiempo libre que aproveché para comprarme una caja de madera de esas que tienen una combinación secreta para abrirlas.
Tras eso, salimos en dirección a Tokio e hicimos una parada para comer (un poquito temprano).  La comida estaba bastante bien porque era tipo buffet y pudimos probar un poco de todo.

Tokio

Nada más llegar, visitamos la Torre de Tokio, que tiene unas vistas espectaculares aunque no es el punto más alto de la ciudad. Daba un poquito de vértigo, la verdad.

la torre y vista
Además estaba el Museo de One Piece en la planta del medio, pero no pudimos entrar porque no teníamos mucho tiempo y era muy caro. Eso sí, nos hicimos unas cuantas fotos chulas a la entrada.
Luego fuimos al hotel a dejar las maletas y unos cuantos del grupo nos largamos hacia Akihabara que, para el que no lo sepa, es el barrio más friki de todo Tokio.
Akihabara
Akihabara
Allí compramos un detallito a nuestro guía y comenzó mi odisea para encontrar una figurita de Rurouni Kenshin. Lamentablemente la primera mano resultó costar alrededor de 500€ y las de segunda mano no bajaban de 70. Teniendo en cuenta que mi presupuesto máximo para esa figura era de 50, no me la pude comprar. En cualquier caso, las figuras en Japón son en general más caras que en España.
Luego, nos fuimos a un purikura, una especie de fotomatón avanzado donde nos disfrazamos e hicimos un poco el tonto. Fue divertido, aunque nos costó encontrar la mecánica porque hay varias zonas y no sabíamos en cuál estar a cada momento (aparte, había tiempo).
Después hicimos otra cosa muy típica: visitar un maid café, donde las camareras están vestidas de sirvientas, te llaman amo y resulta todo muy extraño (éramos solo dos mujeres y había algunos tíos muy raros) y carísimo. Sin embargo, fue divertido y resultó una experiencia interesante.
Luego seguimos entrando en tiendas al azar (las que quedaban abiertas) y, entre unas cosas y otras, nos dio una hora bastante tardía, así que nos fuimos al hotel porque había que madrugar al día siguiente.

Extra tips y curiosidades

Las figuras y artículos otaku son más caros que en España. Si no vas buscando algo exclusivo y concreto, mejor cómpratelas a la vuelta a través de internet. También hay que tener en cuenta que muchas de las series que para nosotros son archiconocidas allí están muy pasadas o no se conocen tanto, mientras que la mayor parte de las cosas que se venden no las conocemos en España. De lo que sí se encuentra mucho es de las mascotas oficiales de Tokio 2020, ¡aunque sigue estando caro!
banner apúntate a la newsletter
---------------------------------------------------------------------------------
Follow on Bloglovin

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por visitarme y comentar! Espero que os haya gustado pero, si no es así, por favor, no dudéis en decírmelo. Vuestros comentarios me ayudarán a mejorar.
La crítica se admite siempre que sea constructiva. Queda totalmente prohibido el spam.